Mascaró


Alea jacta est

Crab no se responsabiliza por las opiniones vertidas en este blog, que a veces ni siquiera comparte.

No toda la información aquí publicada ha sido debidamente chequeada. Ley 23444.

La idea de este blog es crear un espacio amable y compartir recuerdos, puntos de vista o apreciaciones con gente amiga o en proceso de serlo. Por tal motivo queda prohibido el acceso de energúmenos, cuyos comments serán eliminados. Crab atenderá y contestará por línea directa (ver Perfil) a todos los que quieran insultarlo, amenazarlo, amedrentarlo, despreciarlo o menoscabarlo. Quienes busquen sus efímeros 15´ de fama aquí, no los encontrarán.

Los contenidos de esta página pueden afectar creencias tradicionalmente aceptadas respecto de cualquier institución, grupo o individuos, tales como el estado, el gobierno, la iglesia, el sindicalismo, las fuerzas armadas, la familia, el capitalismo, el imperialismo, las madres de Plaza de Mayo, la Asociación Argentina de Fútbol, el Ejército de Salvación, la Organización Scoutista Argentina, los homosexuales, los negros, los judíos y los chinos. El acceso a la misma por parte de menores de edad queda librado por lo tanto a la responsabilidad y vigilancia de los señores padres.

jueves, abril 16, 2009

Groucho Marx vs. los Warnes Brothers (II)

Continuamos con el relato de ayer, que Crab dividió en dos partes para no hacerlo tan prolongado.
Hoy Groucho nos cuenta de la respuesta de la Warner, con una conclusión que ya entra, me parece, en el reino de su frondosa fantasía, pero que revela sin duda, su irreverencia y lo que fue su perenne postura ante las pretenciones y la soberbia de los poderosos: burlarse de ellos.

Por alguna razón curiosa, esta carta pareció intrigar a los hermanos Warner. Me escribieron muy seriamente preguntándome si les podía dar una idea del argumento de nuestra película. Les parecía que el asunto podría arreglarse. Les contesté:

“Queridos Warner:

No puedo decirles gran cosa del argumento. Caracterizo a un ministro del Señor que predica a los nativos y, por añadidura, vende abrelatas y chaquetones de marinero a los salvajes de la Costa de Oro africana.

Cuando encuentro a Chico, éste trabaja en un garito, vendiendo esponjas a los beodos que no pueden llevarse todo el alcohol. Harpo es un pilluelo árabe que vive en una pequeña urna griega en las afueras de la ciudad.

Al comenzar la película, Porridge, una muchacha nativa de labios sensuales, está afilando unas flechas para ir a cazar. Paul Hangover, nuestro héroe, está encendiendo continuamente dos cigarrillos a la vez. Por el visto no se ha enterado de la escasez de tabaco.

Hay muchas escenas espectaculares y de pasiones brutales, y Color, un botonés abisinio, dirige Riot. Riot, por si no estuvieron nunca allí, es un pequeño club nocturno en las afueras de la ciudad.

Podría contarles muchas cosas más, pero no quiero que pierdan interés en la película. Todo ha recibido la aprobación de la oficina de censura, de la Revista del Ama de Casa, y de los Veteranos de África, y si el momento es propicio, esta película puede ser la chispa que inicie un nuevo desastre mundial.

Cordialmente

Groucho Marx

En lugar de convencerlos, esta nota pareció intrigarles aún más, porque volvieron a escribirme que seguían sin comprender el argumento, y que me agradecerían que se lo explicara con mayor detalle. Como es lógico, correspondí con una explicación mucho más clara.

“Queridos hermanos:

Lamento decirles que, desde que les escribí, se han producido ciertos cambios en el argumento de nuestra película Una noche en Casablanca. En la nueva versión caracterizo a Bordello, el enamorado de Humphrey Bogart. Harpo y Chico son dos vendedores ambulantes de alfombras, deseosos de abandonar su mercancía e ingresar en un monasterio para celebrar una juerga. Esto constituye una broma estupenda, porque en ese lugar llevan quince años sin celebrar juergas.

Frente al monasterio, junto al mar, existe un hotel lleno de atractivas damitas, la mayoría de las cuales nos han sido prohibidas por la oficina de censura. En el quinto rollo, Gladstone pronuncia un discurso que llena de entusiasmo a la Cámara de los Comunes, y el rey pide inmediatamente su dimisión. Harpo se casa con unn detective del hotel. Chico posee una granja de avestruces. La chica de Humphrey Bogart, Bordello, pasa sus últimos años en la casa de la Bacall.

Como pueden ver, es un argumento algo chapucero. Lo ùnico que puede salvarnos de la extinción es que continúe la escasez de películas.

Cariñosamente.

Groucho Marx”

Nunca más tuve noticias de los hermanos Warner. Más tarde me enteré de que dos de ellos se habían ido a la Costa Azul, a reunirse con mi abogados en las mesas del casino.

Etiquetas:

11 Comentarios:

A la/s 2:52 p. m., Blogger Patricio Germán Caraballo dijo...

Sencillamente Genial, este tipo fue un genio.

Saludos Crab!

 
A la/s 6:29 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 12:25 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 3:44 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 9:07 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 1:50 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 4:32 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 11:50 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 1:17 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 3:06 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 
A la/s 10:36 a. m., Anonymous Anónimo dijo...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

Adoos