Mascaró


Alea jacta est

Crab no se responsabiliza por las opiniones vertidas en este blog, que a veces ni siquiera comparte.

No toda la información aquí publicada ha sido debidamente chequeada. Ley 23444.

La idea de este blog es crear un espacio amable y compartir recuerdos, puntos de vista o apreciaciones con gente amiga o en proceso de serlo. Por tal motivo queda prohibido el acceso de energúmenos, cuyos comments serán eliminados. Crab atenderá y contestará por línea directa (ver Perfil) a todos los que quieran insultarlo, amenazarlo, amedrentarlo, despreciarlo o menoscabarlo. Quienes busquen sus efímeros 15´ de fama aquí, no los encontrarán.

Los contenidos de esta página pueden afectar creencias tradicionalmente aceptadas respecto de cualquier institución, grupo o individuos, tales como el estado, el gobierno, la iglesia, el sindicalismo, las fuerzas armadas, la familia, el capitalismo, el imperialismo, las madres de Plaza de Mayo, la Asociación Argentina de Fútbol, el Ejército de Salvación, la Organización Scoutista Argentina, los homosexuales, los negros, los judíos y los chinos. El acceso a la misma por parte de menores de edad queda librado por lo tanto a la responsabilidad y vigilancia de los señores padres.

martes, noviembre 27, 2007

La traducción de temas de jazz II

Hay algunos desopilantes. Como por ejemplo:
I dont’t stand a ghost of a chance, (No admito la menor posibilidad), traducido como No tolero la suerte de un fantasma,
o Out of nowhere (En ninguna parte), traducido como Afuera de ningún lugar, que no es que esté demasiado mal, pero que queda muy feo.
Finalmente, vamos a hablar de How long blues, conocido tema que presenté hace dos semanas tocado por Count Basie, como el Tema de la Semana.
Crab conoce el tema desde su adolescencia, cuando hacía sus primeras incursiones en el jazz. Siempre le intrigó la capacidad de sugestión de ese título, y cuál podría ser su posible traducción, ya que no hallaba ninguna adecuada.
Y así quedó la cosa. Es claro que había posibles versiones, pero o eran demasiado literales, o demasiado circunlóquicas, o sea, impresentables. Hasta que un día apareció una versión del tema en un disco argentino, traducido: Blues interminables, lo cual es exactamente la idea del original.
Ya ven, como decía El principito, “uno nunca sabe”.
(Si encuentro los apuntes que había tomado sobre el tema, y se me traspapelaron Continuará)

Etiquetas:

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

Adoos