Mascaró


Alea jacta est

Crab no se responsabiliza por las opiniones vertidas en este blog, que a veces ni siquiera comparte.

No toda la información aquí publicada ha sido debidamente chequeada. Ley 23444.

La idea de este blog es crear un espacio amable y compartir recuerdos, puntos de vista o apreciaciones con gente amiga o en proceso de serlo. Por tal motivo queda prohibido el acceso de energúmenos, cuyos comments serán eliminados. Crab atenderá y contestará por línea directa (ver Perfil) a todos los que quieran insultarlo, amenazarlo, amedrentarlo, despreciarlo o menoscabarlo. Quienes busquen sus efímeros 15´ de fama aquí, no los encontrarán.

Los contenidos de esta página pueden afectar creencias tradicionalmente aceptadas respecto de cualquier institución, grupo o individuos, tales como el estado, el gobierno, la iglesia, el sindicalismo, las fuerzas armadas, la familia, el capitalismo, el imperialismo, las madres de Plaza de Mayo, la Asociación Argentina de Fútbol, el Ejército de Salvación, la Organización Scoutista Argentina, los homosexuales, los negros, los judíos y los chinos. El acceso a la misma por parte de menores de edad queda librado por lo tanto a la responsabilidad y vigilancia de los señores padres.

martes, octubre 02, 2007

¿Es lícito el canibalismo?


Hay una serie de cable, creo que se llama Boston Legal, que trata temas de derecho a nivel profano. En la ficción es un estudio de abogados, que se ocupan de casos que se desarrollan con montaje paralelo. Esto permite seguir un par de temas diferentes a la vez, su planteo y resolución, mezclado con los conflictos interpersonales de los protagonistas.
Hace unos días se planteó el caso de un homeless que había devorado partes del cadáver de otro compañero indigente, a quien había prometido cremar. Pero que como estaba famélico no pudo resistir la tentación y comió partes de su cuerpo.
Esto me hizo acordar un caso que sucedió en nuestro país. De tanta repercusión que los yanquis no pudieron resistirse e hicieron una película (Viven) con el tema. Con lo que el autor del libro se comió dos veces a sus compañeros.
En la ficción, el fiscal siente que hay algo anormal en eso de comerse a un semejante, y que debe ser penado. Pero dice que la ley no lo prevé como delito, porque el legislador no pudo siquiera imaginar que alguien pudiera comerse a un semejante. Entonces acusa al caníbal de profanación de cadáveres.
Por supuesto, como lo defiende uno de los protagonistas de la serie, finalmente resulta absuelto.
Ahora bien, en nuestro país, los rugbiers uruguayos que se morfaron a sus compañeritos (eso sí, como eran muy católicos, previamente rezaban unas oraciones, convirtiendo el almuerzo en una especie de rito eucarístico), salieron indemnes. A nadie se le ocurrió que había existido algo penable. Ningún fiscal los acusó de nada.
Crab se sintió muy conmovido por este suceso, y sigue pensando que él, en el mismo caso, hubiera preferido morirse de hambre.
Creo que es todo un tema. Me gustaría conocer la opinión de mis tres o cuatro fieles seguidores (descontada vos, mamá, que ya sé que te los hubieras comido).

Etiquetas:

1 Comentarios:

A la/s 9:02 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Yo también hubiera muerto de hambre. Hubiera masticado nieve hasta que lo resistiera y luego me tendería afuera a dejarme que me fuera congelando de a poco, que dicen es una muerte muy placentera.
No comería por asco. Tampoco como vizcacha, ni jabalí ni ciervo ni víbora, ni hormigas, ni cucarachas, etc.etc. Algún hombre de vez en cuando....Broma.Tampoco juzgo a los que lo hicieron ni los condenaría por ello. Me dio siempre asco el tema y me revuelven las tripas el saber que lo tuvieron que hacer para sobrevivir. Lo de la liturgia, si sos cristiano, en el rito de la eucaristía te tomás la sangre y te comés el cuerpo de un pobre colgado en la cruz que solo quiso compartir un pedazo de pan y un vinito con amigos. Todo esto dicho con el mayor respeto a quienes lo practican. No es mi caso.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal

Adoos